2.20.2006

Shadows

En música una blanca vale por dos negras. ¿Y en la vida ordinaria, a veces, no es así, también? John Cassavetes en su primera película aborda la problemática de las relaciones interraciales centrado el relato en una familia afroamericana.

La película muestra secuencias separadas, en aparente inconexión, que se van uniendo en un corpus que con el tiempo cobra sentido. Los personajes se suceden con frescura y se integran en esta familia de tres hermanos y retrata la anécdota principal: Leila, una mujer que en apariencia no tiene rasgos afros se enamora de un hombre blanco, cuando éste descubre que es negra, la rechaza. Cuando se arrepiente de su actitud, es la familia la que lo rechaza. Racismo blanco vs. Racismo negro.

La película tiene un sensación de avance inexorable, casi musical, muy dinámico. Pero, cada momento está dotado de su propio ritmo, de un fluir particular que está asociado al movimiento corporal de los personajes, a la tensión dramática y al sentido del tiempo. Visualmente se apoya en la cámara inquieta y elíptica que caracteriza el cine de Cassavetes, y en la ciudad de Nueva York con su bullicio y su gente. Del sonido se encarga Charles Mingus, eximio jazzman.

Esta película es un gran jazz actuado. Creo que un mejor nombre que Shadows ("sombras") hubiese sido "escalas" o "octavas", es que no se trata de gente opacada, oscurecida, sino más bien de otros tonos, de otros colores igual de humanos, igual de vividos, igual de sublimes.

La película termina con una gran frase, "Esto ha sido una improvisación". Cassavetes no se equivoca, ha trabajado casi sin guion con personas reales. Pero no se refiere exclusivamente a eso, la película es una improvisación, como lo es la vida cotidiana y como lo es el jazz.

Shadows. Ficción 87 min. - EEUU, 1959 - Dir. John Cassavetes

5 Comments:

Blogger Oscar Pita-Grandi said...

Una más para mi lista de pendientes. Más aún con el jazz de fondo o sbre todo.
Me llama la atención el hecho de que una película pudiera ser hecha improvisanda. No lo sé. Wong Kar-Wai, dicen, arma su guión a caballo entre la dirección y el cambio de escenarios. Sólo el guión y tal vez algo nuevo que de él se desprendiera. Pero de hecho tiene un tronco del cual, o en rededor del cual, trapará la trama y el tren artístico. No obstante, si lo improvisado se descubre como tal, cae en el inmerecido lugar de lo burdo. Los maestros son quienes hacen parecer lo improvisado como producto de muchas excogitaciones. Como decía Ribeyro: si la historia es real, debe parecer ficción; y si es ficción, real.
Saludos.

21.2.06  
Blogger David Hoyos said...

buena anto

21.2.06  
Anonymous Skunk said...

que sabes tu d charles mingus o d jazz mas aun????
me pregunto si habras visto algunas vez salton sea o the carwash... recontracinefilo...
EL CINE ES VIDA!!!! no sentarse a examinarlo con regla y una enciclopedia... eso es para los lisiados, los impotentes o cualkier otro QUE NO PUEDA. With love from the land of the lost, where the good die young.

6.3.06  
Anonymous Skunk said...

¨El profano, el q no sabe pero cree q sabe, escribe con palabras...¨ Con palabras como las tuyas.

6.3.06  
Blogger prodigiosa said...

Se agradecen la recomendación seria, una guía confiable. saludos.

7.3.06  

Publicar un comentario

<< Home